top of page

Trastornos de la Conducta Alimentaria en Hombres

Actualizado: 10 jun

Existe la creencia de que los trastornos de la conducta alimentaria únicamente afectan a mujeres y que, por lo tanto, los hombres están exentos de ellos. Sin embargo, esto no es más que un mito que hace a la problemática de los TCA aún más grave. La poca visibilidad y concientización del problema conlleva a que personas con este padecimiento no pidan o reciban ayuda para un tratamiento de recuperación y a que conductas, muy riesgosas para la salud, sean normalizadas.


Tanto los estereotipos de belleza como los estándares que existen en cuanto a la masculinidad tienen implicaciones directas en la imagen corporal de los hombres; relacionando el “cuerpo ideal” con el éxito, el tener una pareja o el ser “suficientemente hombre”. Estas asociaciones a un tipo de cuerpo tan específico, e incluso irreal, terminan fungiendo como una motivación para alcanzarlo, muchas veces a costa de la salud y conduciendo al desarrollo de un TCA.


A diferencia de las mujeres, los hombres que padecen un TCA, no suelen enfocarse en la pérdida de peso, sino más bien en conseguir un mayor volumen y musculatura. De modo que los hombres no tienden a la restricción de comidas o a técnicas compensatorias como vómito o laxantes, sino a un ejercicio excesivo (Núñez et al., 2012). Sabiendo esto, es importante notar que, aunque la búsqueda de musculatura suele ser una tendencia en los hombres, no significa que estén exentos de padecimientos como la anorexia y la bulimia. Recordemos que los trastornos de la conducta alimentaria se ven muy distinto en cada persona y no por eso son menos graves.


De esta forma nos damos cuenta que, entre el 10% y el 25% de las personas afectadas por TCA son varones. Sin embargo, las estadísticas varían y es probable que el porcentaje sea más alto, esto debido a que las investigaciones referentes a los TCA han dejado a un lado las experiencias masculinas. Menos del 1% de las investigaciones de TCA incluyen una población masculina, e inclusive en algunos casos se les representa como la población “atípica” (Spratt et al., 2022), estigmatizando aún más el padecimiento.


Así como los estándares y creencias a las que están expuestos los hombres son muy complejas y varían de acuerdo a cada individuo y su cultura, los trastornos se manifiestan en formas muy distintas y requieren un tratamiento específico. En este sentido, algunas de las conductas que pueden ser un foco rojo para pedir ayuda son: una notable preocupación por la imagen corporal, ya sea subir o bajar de peso, ejercicio excesivo, dietas restrictivas, atracones, uso de métodos purgativos como el vómito o uso laxantes y/o sustancias para incrementar la musculatura.


Es importante visibilizar esta problemática y dejar a un lado la idea de que los TCA sólo afectan a un determinado grupo de personas, para que cualquier persona que los padezca pueda buscar y recibir un tratamiento adecuado para la manera en la que se manifiesta su enfermedad y el cómo lo está viviendo.

Elaborado por: Laia Ballesté Díaz

Artículo realizado en Colaboración con Alimentando Emociones A.C.

Referencias

Spratt, C., MacKenzie, L., & Merlo, E. (2022). Eating Disorders in Men: A Comprehensive Summary. Journal of Mind and Medical Sciences, 9(2), 249-254. https://scholar.valpo.edu/cgi/viewcontent.cgi?article=1362&context=jmms 

Núñez, A., Agüera, Z., Krug, I., Jiménez, S., Sánchez, I., Araguz, N., Gorwood, P., Granero, R., Penelo, E., Karwautz, A., Moragas, L., Saldaña, S., Treasure, J., Menchón, J., Fernández, F. (2012). Do Men with Eating Disorders Differ from Women in Clinics, Psychopathology and Personality?. Wiley Online Library, 20(1), 23-31. https://scholar.valpo.edu/cgi/viewcontent.cgi?article=1362&context=jmms 

Elaborado por: Laia Ballesté Díaz



Foto de Tomé Louro

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page